12.ago.2010 / 11:45 pm / Haga un comentario

Hace 84 años nació el Comandante Fidel Castro, un hombre sobrevenido en su tiempo y absuelto por la historia. Fidel vivió El Bogotazo, encabezó la lucha armada contra el oprobioso regimen de Fulgencio Batista, intentó el asalto al Moncada, fue encarcelado y luego liberado, retomo fuerzas y se fue a la montaña y junto a Ernesto Ché Guevara y otros jovenes valientes inspirados en José Martí, siguió consecuente con su lucha hasta vencer. Vino a Caracas en 1959 y fue recibido por una multitud que desbordó El Silencio, fue a la Universidad Central de Venezuela y en el aula Magna dio un discurso a la juventud venezolana del momento que lo recibieron con vitores y con esperanza. Fidel dirigió los destinos de Cuba por casi medio siglo, convirtiendo a la isla caribeña en un ejemplo de dignidad para el mundo, resistiendo los embates del imperialismo norteamericano y demostrando que un pueblo unido jamás puede ser vencido. Fidel colaboró activamente con la descolonización africana y liderizó el Movimiento de los No Alineados, entre otras luchas de los pueblos del Sur. En 1999 regresó a Venezuela, recién llegaba al poder la Revolución Bolivariana, tuvo la oportunidad de volver al Aula Magna de la UCV y como aquella ocasión hace 40 años fue recibido por la juventud con vitores y esperanza. Escapó airoso de multiples atentados contra su vida y cuando el imperialismo pensó que lo había vencido el tiempo, ha reaparecido vigoroso, dando la batalla de las ideas y abriendole los ojos a la humanidad. ¡Feliz Cumpleaños Fidel!

Heryck Rangel Hernández
Caracas
En Twitter: @HeryckRangel

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.