Juventud

27.feb.2013 / 09:18 am / 1 Comentario

Prensa Jpsuv-. Hoy miércoles se cumplen 24 años de la insurrección popular del 27 de febrero de 1989, la cual fue un enfrentamiento de las masas populares contra las políticas neoliberales aplicadas por el gobierno de Carlos Andrés Pérez y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Ese histórico día fue la primera rebelión popular contra los paquetes neoliberales que se traducían en mayor pobreza y miseria para los venezolanos; sin embargo esas protestas terminaron con el brutal asesinato de miles de venezolanos y venezolanas en manos de las fuerzas opresoras militares y policiales.

Esta fue una rebelión espontanea de los venezolanos contra la medida que pretendía aumentar las tarifas de servicios públicos como teléfono, agua potable, electricidad, gasolina y gas doméstico,

liberar los precios de todos los productos a excepción de 18 renglones de la cesta básica, Liberar tasas de interés, entre otras.

Los venezolanos, molestos por esa decisión del Gobierno, realizaron disturbios y saqueos, a los que el Carlos Andrés Pérez ordenó reprimir. De igual forma decretó un estado de emergencia con lo que suspendió algunas garantías constitucionales durante 10 días. Esta ha sido la represión más cruel que haya vivido Venezuela en la historia moderna.

Esta explosión cívica desestabilizó la política nación y demostró el rechazo del pueblo contra los gobiernos de la IV república, ese rechazo tuvo su máxima expresión el 4 de febrero de

1992, cuando un grupo de militares, liderado por Chávez, se rebeló contra el Gobierno de Pérez.

Desde entonces el pueblo vio en Chávez en mensaje de cambio y transformación por lo que lo apoyó en las elecciones de 1998 y lo ha venido haciendo hasta ahora.

 

Comentarios

27.feb.2013 10:56 am
yuletzi garcia (Monagas) dijo:

Que viva la patria de bolivar que viva nuestro comandante hugo chavez fria por una venezuela socialista viviremos y venceremos hasta la victoria siempre

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.