Internacionales / Nacionales

4.nov.2009 / 01:02 am / Haga un comentario

ABN.- El gobernador del estado Táchira, César Pérez Vivas y los grupos paramilitares colombianos tienen un plan bien orquestado para generar un clima de desestabilización en la frontera con Colombia.

Así lo afirmó el alcalde de Ureña, municipio Pedro María Ureña, Nelson Becerra, este martes luego de la rueda de prensa ofrecida por el vicepresidente Ejecutivo de la República, Ramón Carrizález, por el lamentable asesinato de los dos efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) en la frontera colombo-venezolana del estado Táchira.

“El plan orquestado por el gobierno regional junto con los paramilitares colombianos han querido generar un clima de desestabilización en la frontera, para luego echarle la culpa al Presidente Hugo Chávez Frías, profundizando de esta manera el problema político entre ambas naciones”, expresó Mendoza.

Aseveró que César Pérez Viva tiene las manos metidas en este plan bien orquestado, a lo fascista, como siempre lo ha hecho, manteniendo una alianza estratégica con esos criminales.

El alcalde también indicó que “no es casualidad que llega Pérez Vivas a la gobernación y se acentúa la presencia paramilitar, los homicidios, secuestros, atracos en el estado Táchira, definitivamente eso no es nada casual”.

Asimismo, recalcó que tal situación debe dirigirlos a una seria investigación, que en definitiva apunta a que es un plan político organizado entre el gobernador corrupto del Táchira y grupos irregulares colombianos.

Además resaltó que “esta revolución no la para nadie y menos hechos de violencia, para ello estamos preparados para enfrentar cualquier conato de violencia que se presente”.

Mendoza señaló destacó que el silencio que mantiene el gobernador es un indicador claro de complicidad contra estos hechos de criminalidad y contra el Gobierno Nacional Bolivariano.

Concluyó haciendo un llamado a todo el país y en particular al pueblo del Táchira para unirse en contra de la violencia y apostar por la paz, para seguir construyendo el verdadero socialismo.

Por su parte, el alcalde de San Antonio del Táchira, municipio Bolívar, Vicente Cañas, expresó que todo lo sucedido en la frontera radica en las políticas del presidente Álvaro Uribe, a las bases militares norteamericanas en tierras colombianas y a ese terror que quieren sembrar en todo el pueblo venezolano.

De igual forma, manifestó que a raíz de la implementación de las políticas emanadas por el Gobierno Nacional de luchar radicalmente en contra del paramilitarismo, narcotráfico, contrabando y muchos otros flagelos, es que ha agitado a los paramilitares y grupos irregulares para generar una ola de violencia en nuestras fronteras.

Finalmente, la presidenta del Consejo Legislativo del estado Táchira, Zoraida Parra, hizo un llamado al gobierno colombiano para que rompa el silencio que mantiene en estos momentos y que se pronuncie de manera firme acerca del homicidio de dos efectivos de la GNB.

“Hoy queremos que el gobierno colombiano aplique las sanciones debidas a estos grupos que pretenden avanzar hacia territorio venezolano, territorio que no le es propio”, indicó Parra.

Parra añadió que de no tomar las medidas pertinentes el gobierno de Álvaro Uribe quedará develado el plan para desestabilizar el Táchira y a Venezuela, no solamente con las bases militares, sino con este proceder criminal por parte de los paramilitares.

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.