Regionales

7.jun.2016 / 12:48 pm / Haga un comentario

Tania Díaz

Foto: Archivo

La diputada del Bloque de la Patria, Tania Díaz, rechazó el carácter racista y el desprecio que le tienen a la mujer revolucionaria los de la casta de Diana D’Agostino, esposa de Henry Ramos Allup.

“Lamento que mujeres como la esposa de Ramos Allup vivan de cirugías para sentirse hermosas y seguras”, respondió en una entrevista para Radio Nacional de Venezuela (RNV) y de la que informó el equipo parlamentario socialista en Twitter.

D’Agostino dijo en un programa de televisión que las mujeres seguidoras del proceso revolucionario andan “desarregladas”, “sucias”, “sin maquillaje”.

“Nosotros sabemos que cada mujer venezolana tiene un rol importante en el país, es una motivadora. Nosotras las revolucionarias y la mayoría de las mujeres del país nos queremos tal y como somos”, enfatizó en referencia a la inédita reivindicación que otorgó la Revolución Bolivariana a la figura de la mujer y que la derecha niega.

Asimismo, Díaz reiteró que “la derecha está empeñada en quitarle el poder al pueblo desde que Chávez llegó. El grupo que tiene dinero en la oposición usa la excusa del revocatorio para calentar las calles y justificar la intervención”.

Sobre los más recientes ataques de Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos(OEA), mencionó que “la cantante Shakira denunció que más de 4 mil niños en Colombia están en riesgo de muerte, ¿qué hace el señor Almagro ante eso?”.

“¿Qué hace el señor Almagro ante problemas de prostitución, trata de blancas, desaparición de estudiantes en otros países?”, preguntó.

VTV

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.