Deportes

13.nov.2011 / 12:40 pm / Haga un comentario

El Fuego Patrio de los XVIII Juegos Deportivos Nacionales 2011 llegó este domingo a la capital zuliana luego de realizar un recorrido por los estados Carabobo, Yaracuy, Lara y Falcón.

La llama deportiva recorrió el Puente General Rafael Urdaneta de Maracaibo, la Circunvalación 1 y el casco central de la ciudad.

Su recorrido culminó en la Plaza Bolívar donde fue recibida por José Alejandro Terán, viceministro del deporte.

“Los juegos nacionales son esperados por el pueblo venezolano como una de las actividades más importantes del año. Estamos en el Zulia acompañando a nuestros atletas con este fuego patrio que seguirá recorriendo el país”, resaltó Terán.

El fuego fue llevado también por reconocidos atletas de la región como Betulio González, ex campeón mundial de boxeo y Lino Connell, campeón nacional de la selección de voleibol .

“Los juegos nacionales representan para los atletas venezolanos uno de los eventos más importantesdel país. Llevar la antorcha es un orgullo porque representa ese reencuentro con todas las disciplinas, reencontrarse con uno mismo”, manifestó González.

José Javier Hernández, director regional del Ministerio del Poder Popular para el Deporte (Mppd), invitó a todos los venezolanos a incorporarse a esta fiesta deportiva que iniciará en sólo 18 días en el estado Portuguesa.

Recordó que en la entidad se estarán jugando nueve disciplinas deportivas: Gimnasia aeróbica, gimnasia rítmica, gimnasia artística, bolas criollas, kickingball,levantamiento de pesas, karate do, lucha amateur y trampolismo. YVKEMundial

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.