Internacionales

25.jun.2012 / 11:09 am / Haga un comentario

No es un hecho aislado que en varios países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba) como Paraguay, Honduras, Ecuador y Venezuela se hayan producido golpes de Estado, expresó este lunes el director de la sala situacional del Parlamento Latinoamericano (Parlatino), capítulo Venezuela, William Mundaraín.

Durante una entrevista en el programa Toda Venezuela, que transmite Venezolana de Televisión, Mundaraín sostuvo que estos hechos que se han venido suscitando en los últimos 10 años son la respuesta que desde el Departamento de Estado de Estados Unidos se prepara contra las naciones soberanas del continente.

“América Latina y el Caribe se desengancharon de la capa de Súperman, son países autónomos. Incluso,  naciones que no son miembros del Alba hoy día muestran una actitud mucho más soberana, como el caso de Colombia”, indicó.

Mundaraín calificó como una “barrabasada” que se haya llevado a juicio político y destituido al presidente de Paraguay, Fernando Lugo, por haber firmado un protocolo democrático de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), por haber permitido una reunión de jóvenes en un espacio de uso militar y por una supuesta orden a la policía, de desalojar a un grupo de campesinos de unos terrenos, cosa que negó haya sucedido de esta forma.

“Esta orden la dio un tribunal a solicitud de la fiscalía, de manera tal que no existió responsabilidad directa del presidente Lugo pero, de haber sido así, eso no puede convertirse eso en un hecho que ocasione la salida de su cargo”, explicó.

El juicio express que se realizó en su contra ya estaba preestablecido, fue “una actitud premeditada, con alevosía”, sostuvo el internacionalista.

Mundaraín se refirió igualmente al caso de Bolivia, donde la derecha intenta aprovechar una protesta de un grupo de efectivos policiales para causar desestabilización en ese país.

“Ninguno de estos hechos son aislados, guardan estrecha relación. Sería ingenuo no pensar que lo que está pasando en Bolivia también está siendo alimentado por los centros de poder. Ocurrió en Ecuador, Venezuela y seguirá pasando”, expresó.

La iglesia y golpe de Estado

En el programa de este lunes también estuvo presente el internacionalista Xoan Noya, quien consideró que en este golpe de Estado contra el presidente Lugo pudo haber participación de la iglesia católica.

“Se veía que había una alianza con la iglesia porque de manera inmediata el Vaticano salió a responder de una manera tan absurda, reconociendo un gobierno de facto y eso lo que significa es que está detrás de este golpazo”, agregó.

En rechazo al golpe de Estado en Paraguay, el presidente de la República, Hugo Chávez, ordenó el domingo el retiro del embajador de Venezuela y el cese del envío de petróleo a esa nación suramericana, decisiones que Noya consideró correctas “porque nosotros formamos parte de ese poder internacional que puede ayudar a revertir esta situación en Paraguay”.

Agregó que con esta medida, también asumida por otros gobiernos de la región, el gobierno paraguayo se verá forzado a tomar algún tipo de decisión, pues explicó que en el caso del Mercado Común del Sur (Mercosur) esta nación suramericana quedaría “prácticamente aislada”.

“Si todos los países contribuimos con algún tipo de medida de presión internacional ese aislamiento será insostenible y tendrán que tomar algún tipo de decisión”, consideró.

Noya dijo que los anillos de poder o soberanía como el Alba, Mercosur, la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) y la Unión de Naciones Suramericanas (Unsaur) tendrán un peso muy fuerte en lo que ocurra en Paraguay. Además, indicó que la resistencia que puedan hacer el pueblo de ese país y la comunidad internacional suramericana puede cambiar la situación.

El 22 de junio, el Senado paraguayo consumó un golpe de Estado parlamentario contra el presidente Fernando Lugo, bajo la figura de un juicio político, que se llevó a cabo en menos de 24 horas, sin derecho a la defensa.

AVN.-

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.